Portada » Blog » Educación » 10 dinámicas para trabajar la educación emocional en infantil y primaria
Educación Pedagogía

10 dinámicas para trabajar la educación emocional en infantil y primaria

Los que me leéis habitualmente sabréis que la educación emocional, para mí, debería ser uno de los pilares básicos de la educación y del sistema educativo. Desgraciadamente, no todos los centros educativos (aunque cada vez son más) tienen en cuenta la expresión o reconocimiento de emociones. ¿A qué podría deberse? Quizás al miedo de hacer algo nuevo o a no tener la formación adecuada para ello. Por eso, se me ha ocurrido hacer un post con diez dinámicas sencillas para trabajar la educación emocional. ¿Os animáis a seguir leyendo?

La educación emocional en educación infantil

¿Qué os parece las cinco actividades que os propongo a continuación? Si vosotros aplicáis alguna más con vuestros estudiantes, ¡me encantaría conocerlas!

El espejo

A la mayoría de niños pequeños les encanta mirarse al espejo y ver sus movimientos. Les provoca unas risas y una sorpresa increíble. Esta dinámica consiste en que el educador se siente con los niños frente al espejo y ponga caras expresando y representando las diferentes emociones: cara de enfado, cara de alegría, cara de miedo, cara de estar enfermo, cara de sorpresa… De esta manera, los más pequeños estarán aprendiendo a reconocer y a identificar sus propias emociones.

Edad recomendada: a partir de 3 años.

Multitud de caras

En internet hay un montón de recursos para trabajar la educación emocional en infantil. Uno de ellos son las caras que representan las emociones más básicas: enfado, sorpresa, alegría… En educación infantil se podrían utilizar para que los niños asociaran cada expresión con la emoción correcta. Además, a partir de eso, se podría relatar una pequeña historia con cada emoción. Por ejemplo: Marcos está feliz porque jugó al fútbol con papá. ¡Así también se estaría fomentando la creatividad e imaginación!

Edad recomendada: a partir de cuatro años.

Hablamos de los sentimientos

Crear un espacio acogedor, seguro y comprensivo  en el aula es fundamental para trabajar la educación emocional. De esta manera, los niños se sentirán tranquilos al hablar de sus emociones y sentimientos. Esta dinámica es muy sencilla. Trata de decir varias situaciones a los niños y que ellos hablen de cómo les hace sentir. Os pongo varios ejemplos: cuando juegan con los compañeros, cuando un compañero está enfermo, cuando se enfadan con algún niño, cuando alguien hace un dibujo y le sale mal… Así, se estará facilitando la expresión de emociones y los niños aprenderán poco a poco a ponerse en el lugar de los demás.

Edad recomendada: a partir de cuatro años

Completamos las frases

La dinámica de completar frases es muy útil para la expresión de emociones y para que los niños identifiquen y reconozcan los sentimientos. Los educadores y maestros pueden empezar la actividad poniendo un ejemplo con ellos mismos. Por ejemplo: “yo me siento feliz porque ayer jugué con mi perro” “ayer estaba triste porque no me dio tiempo a jugar”. Después, los niños expresarán situaciones del día a día que les haga sentirse felices, alegres, enfadados, tristes…

Edad recomendada: a partir de cuatro años.

Contar cuentos y relatos relacionados con la educación emocional

A los niños les encanta escuchar cuentos y relatos. Se puede aprovechar para buscar cuentos y relatos que traten sobre las emociones básicas y que tengan un protagonista que a los niños les vaya a llamar la atención y a gustar. Después de la lectura, los educadores pueden hacer preguntas sencillas a los niños para ver qué les ha parecido el cuento y saber si lo han asimilado. 

Edad recomendada: a partir de cuatro años.

La educación emocional en educación primaria

Identificar emociones en las revistas

La dinámica es muy sencilla. Se trata de que los niños observen los rostros de las personas de las imágenes. Los maestros dirán que recorten caras de enfado, de alegría, de tristeza, de miedo, de sorpresa… Después, diseñarán un mural con las emociones básicas y pegando en cada una la fotografía de las diferentes expresiones. Mientras los niños estén recortando o dibujando las letras del mural, los maestros pueden poner música para animar la actividad. De esta manera, se estaría fomentando la educación artística y la musical.

Edad recomendada: a partir de seis años.

Sentarnos en frente de los compañeros y adivinar expresiones

Esta dinámica la han hecho muchos amigos que son maestros de educación primaria y ha sido todo un éxito. Los niños se sientan unos en frente de otros. Uno de los niños expresará una emoción con su cara y el otro tendrá que adivinar cuál es. Y luego se hace al revés: el que ha adivinado le toca expresar una emoción. En caso de que algunos estudiantes representen enfado o tristeza, los maestros animarán a los compañeros a hacer algo para que se sienta mejor.

Edad recomendada:  a partir de seis años.

Imaginarnos y relatar una breve historia con las emociones

Los maestros que han llevado a la práctica esta dinámica me han dicho que a los niños les encanta. Los profesores dividirán a los estudiantes en tres grupos. A cada grupo le serán asignadas dos emociones. Dos emociones con las que tendrán que imaginar una breve historia con personajes y después leerla en clase. A través de los relatos se está trabajando la identificación de emociones y sentimientos. Además, se está fomentando la creatividad y la imaginación: conceptos muy importantes que algunas veces se pierden en las aulas.

Fotografiarnos expresando emociones

Esta dinámica para trabajar la educación emocional en las aulas también es muy divertida y muy fácil de llevar a cabo. Consiste en que los niños se hagan fotografías así mismos o a los compañeros expresando emociones. Después de realizar la actividad, los maestros enseñarán las imágenes mediante un ordenador y los estudiantes tendrán que reconocer e identificar cada emoción. Es una dinámica bastante amena que a los niños les gusta muchísimo. 

Edad recomendada:  a partir de siete años.

“Tú que sentirías si…”

Los maestros dirán a los estudiantes bastantes situaciones que pueden llegar a pasar algún día. Por ejemplo: “tú que sentirás si te dicen un compañero está enfermo en el hospital” “tú que sentirías si vas a por tu juguete preferido y no lo encuentras” “tú que sentirías si te encuentras a un primo tuyo que hacía mucho tiempo que no veías”. Ese tipo de situaciones (y muchas otras) pueden pasar en el día a día y es interesante saber cómo los niños reaccionarían a cada una de ellas. 

¿Qué os parecido las dinámicas? Por cierto, si os habéis fijado, también podéis hacerlas con vuestros niños en casa si queréis trabajar la educación emocional porque son muy sencillas de hacer. ¡Espero que os hayan resultado útiles! 

Libro de apoyo para redactar el post: Inteligencia Emocional: aplicaciones educativas. 

About the author

Mel Elices

Educadora infantil, asesora en comportamientos y conductas infantojuveniles, asesora en mediación familiar, educadora en valores, investigadora educativa, educación emocional y disciplina positiva. Siempre seré una pedagoga en prácticas con muchas cosas que aprender.Community Management y Social Media. ;)

13 Comments

Click here to post a comment

  • Hola guapa
    que post interesante! No sabía, o por lo menos no había caído, en la importancia de empezar a trabajar la educacion emocional desde tan pequeños.
    Me ha gustado el ejercicio de las caras, tanto el que lo hace el educador como el de adivinar que expresan los otros compañeros, creo que es muy dinámico
    Un besazo

  • Me llama mucho la atención este tema porque aunque no tengo hijos de una forma u otra me veo rodeada de niños tanto en el trabajo como en la iglesia y se puede apreciar muy bien la diferencia en la educación de un niño y otro, yo creo que la base está en cuanto tiempo estamos con ellos y la atención que los padres les prestan, muchas gracias por compartir 🙂

loading...

Descuento curso Neuroeducación

¿Me sigues en las redes?

Sígueme en Google+

No te pierdas nada

¡Sólo tienes que escribir tu correo electrónico!

10 formas de evitar el estrés docente

5 blogs de educación y crianza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR