Educación Pedagogía

Los únicos deberes tendrían que ser vivir y disfrutar la infancia

Los niños ya llevan un tiempo envueltos en las vacaciones de verano y hace poco más de un mes los padres tuvieron que leer las recomendaciones de algunos profesores (por suerte, no todos) para que los niños/as practiquen matemáticas, lengua castellana, inglés y no sé cuántas cosas más en verano. Personalmente, soy una defensora de que los deberes (y más en épocas estivales) no son instrumentos pedagógicos sino herramientas abusivas.

Los niños, y más con el sistema educativo actual que tenemos, se han pasado todo el curso estudiando para los exámenes, realizando deberes hasta posiblemente altas horas de la noche impidiéndoles así disfrutar de lo que únicamente son: niños. Me parece una increíble incoherencia que días después de haber terminado el colegio, por las mañanas o por las tardes, estén haciendo deberes y tareas de reapso para que no se les olvide lo aprendido durante el año. Por lo que a mí respecta, eso me parece un error de los grandes.

Mucho más de lo que pensamos, los niños se esfuerzan durante el curso por aprobar las asignaturas y ser inútilmente calificados con buenas notas creando en algunos de ellos un nivel de estrés que en niños no es para nada normal. Creedme, lo último que necesitan en verano, ni en navidades, ni en semana santa es ponerse a estudiar de nuevo como si todavía estuviesen en el colegio.

Lo que realmente necesitan es descansar, aprovechar el tiempo vacacional haciendo lo que les gusta, descubrir experiencias nuevas, vivir la infancia y sobre todo jugar. Jugar muchísimo. Y me temo que no lo están pudiendo hacer por un exceso de deberes. Sus únicas preocupaciones tendrían que ser en cómo llegar a la pared sin que le pillen en un juego en el parque, en cómo secarse la camiseta mojada por un globo de agua para no llegar empapado a casa, en cómo salvarían ellos a la protagonista de un cuento que ha sido secuestrada por horribles piratas y en encontrar a sus padres o familiares jugando al famoso Escondite.

Está en nuestras manos cambiar los cuadernillos de repaso por balones para que jueguen en el parque, cambiar el repaso de la tabla de multiplicar por actividades familiares al aire libre y pasar un buen rato juntos, dejar un poco de lado el inglés y en cambio pintar murales y hacer manualidades para colgar en las paredes de casa, cambiar la asignatura de lengua por leer un montón de cuentos que alimenten la imaginación de los niños y cambiar los problemas matemáticas por dar paseos en bici o ver una película en el cine.

Desgraciadamente, veo a niños y niñas de siete, ocho y nueve años en adelante como si ya fueran estudiantes de bachillerato o universidad con un montón de tareas y objetivos que cumplir dentro de un sistema autoritario y excesivamente desfasado. Si encima en vacaciones tienen que hacer más de lo mismo y no se fomenta el derecho al juego, la diversión y sobre todo el concepto de tiempo libre para hacer lo que a cada uno le gusta, ¿dónde quedará la infancia?.

Mel Elices

Educadora infantil, asesora en comportamientos y conductas infantojuveniles, asesora en mediación familiar, educadora en valores, asesora educativa e investigadora en educación emocional y disciplina positiva. Community Management y Social Media.

Añadir comentario

Clic aquí para comentar

  • Hola guapa, estoy de acuerdo contigo, se puede disfrutar de muchas cosas, aprender otras que en el cole no enseñan, y si la desconexión es importante para un adulto, igual lo será para un niño. me quedo por aquí 😉
    por cierto, me encanta el titulo de tu blog 🙂

Mel Elices escribe este blog

Cursos Memoryteca

Aprendiendo En Positivo

Y si te gustan las series y leer…

Un click ayuda al blog

  • loading...

¿Me invitas a un café?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Loading...
Facebook Messenger for Wordpress